Elizabeth, feeling all the more than common awkwardness and anxiety of his situation, now forced herself to speak; and immediately, though not very fluently, gave him to understand that her sentiments had undergone so material a change since the period to which he alluded, as to make her receive with gratitude and pleasure his present assurances. The happiness which this reply produced was such as he had probably never felt before, and he expressed himself on the occasion as sensibly and as warmly as a man violently in love can be supposed to do." - Chapter 58 (Pride and Prejudice by Jane Austen)

survit:

Tomé esta foto de hoy en una librería aquí en la ciudad. Este, probablemente, un hombre sin hogar estaba disfrutando de la charca en la buena lectura de un libro al azar de la estantería de la literatura, con cierta dificultad, después de las palabras y poco a poco formando con los labios, murmurando unas pocas sílabas como se puede ver. En cuestión de minutos dos guardias de seguridad vinieron caminando a toda prisa acompañado por el gerente, lo tomó por el brazo y la llevó a cabo por la fuerza. El señor no respondió, simplemente bajó la cabeza y se fue llorando a la calle. Lo seguí con lástima, y lo vi recostarse contra una pared, se sentó en el suelo y siguió llorando en posición fetal. Creo que esto es realmente algo para compartir, si cualquier perra de 13 años lloraba porque quería un hombre para cojer, todos compartirían y encontrarían lindo.-ALEX CARDOZO

survit:

Tomé esta foto de hoy en una librería aquí en la ciudad. Este, probablemente, un hombre sin hogar estaba disfrutando de la charca en la buena lectura de un libro al azar de la estantería de la literatura, con cierta dificultad, después de las palabras y poco a poco formando con los labios, murmurando unas pocas sílabas como se puede ver. En cuestión de minutos dos guardias de seguridad vinieron caminando a toda prisa acompañado por el gerente, lo tomó por el brazo y la llevó a cabo por la fuerza. El señor no respondió, simplemente bajó la cabeza y se fue llorando a la calle. Lo seguí con lástima, y lo vi recostarse contra una pared, se sentó en el suelo y siguió llorando en posición fetal. Creo que esto es realmente algo para compartir, si cualquier perra de 13 años lloraba porque quería un hombre para cojer, todos compartirían y encontrarían lindo.

-ALEX CARDOZO